lunes, 18 de febrero de 2019

"Sentirse solo, hoy como ayer, es no poder hablar de tú a tú a un alma cercana. Usar muchos canales de comunicación propicia la soledad"




Antonio Morillas es voluntario del Teléfono de la Esperanza y doctor en Ciencias Económicas. Su actividad profesional actual está ligada a la docencia e investigación, como Catedrático de Universidad, en el Departamento de Estadística y Econometría de la UMA.

¿Cuándo llegaste por primera vez al Teléfono de la Esperanza?
No recuerdo la fecha exacta, pero creo que hace unos 12 años, aproximadamente.

¿En qué departamento empezaste a colaborar y como fue la formación inicial?
Desde el principio mi intención fue colaborar como voluntario. Traía un bagaje de formación y trabajo personal que pensaba sería suficiente. Me equivoqué. No basta con el conocimiento teórico, la erudición, la lectura. Tampoco con la práctica de la meditación. Fueron los cursos de formación de Agentes de Ayuda (Conocimiento de sí mismo y Crecimiento personal) los que, sin duda, dieron paso a otra forma de verme a mí mismo y, por lo tanto, a los demás. Después, hice el curso de Relación de Ayuda, el de Orientación, el de Coordinadores y el curso de Comunicación Interpersonal. También, un máster sobre Intervención en Crisis, impartido por la Universidad de Comillas.
Desde el comienzo, simultaneé labores de orientación (escucha telefónica) con las de coordinador de grupos de ayuda en los cursos, antes mencionados, de formación de voluntarios. Supongo que, por mi profesión, habituado a la docencia, Juan Sánchez, nuestro presidente, al que tan agradecido estoy por su labor, su ayuda y la confianza que desde el principio depositó en mí, me propuso dar algunas charlas en esos cursos. Y a eso me dediqué.
Dejé orientación hace un par de años. Sentí que no lo estaba haciendo con la presencia y el sentimiento con los que comencé y decidí que era el momento de dejarlo, al menos provisionalmente.

¿Qué recuerdos tienes de las primeras llamadas que atendiste? ¿Algún caso en especial?
Pues, sensacionales. Siempre fui partidario de escuchar más que hablar o aconsejar. A veces, sabía que se alargaba demasiado la llamada, pero si sentía que la persona necesitaba hablar no me importaba continuar con la escucha. Esa presencia de los primeros tiempos generaba una empatía muy especial con el llamante. Me sirvió para aprender mucho y comprender aún más la naturaleza del ser humano. Su singularidad y diversidad, dentro de la enorme similitud que hay en todos nosotros.
Hubo varios casos “especiales”, pero siempre recordaré un intento de suicidio de una persona joven, varón, que llamaba desde una ciudad de la provincia de Málaga.

Han pasado muchos años. En un post anterior de este blog hablamos sobre el enriquecimiento personal que ganan los voluntarios del Teléfono de la Esperanza. Explicaste que "hasta que la fuente no se llena, no puede rebosar. Hasta que el amor no te llena a ti, no puedes darlo a todos". ¿Has recibido mucho amor gracias a tu voluntariado en nuestra asociación?
Mucho, no. Muchísimo. Cada grupo que pasa por allí, por los cursos, deja su impronta. Me enseña cada vez cosas nuevas. Diferentes. Aprendo escuchando y, también, equivocándome, a veces. He hecho una buena amistad con muchas personas. Sé que me quieren y yo las quiero. Me siento afortunado.

Sufrir por estar solos o por sentirse solos estando en compañía ha sido y es una constante entre las personas que piden ayuda al Teléfono de la Esperanza. Nunca ha habido tantos canales de comunicación como hoy, pero las personas se siguen sintiendo solas. ¿Qué percibes en los solitarios de hoy? 
El ser humano es un ser en relación. No se entiende de otra manera. Pero no basta con una relación superflua. No basta con la posibilidad de contactar con otro. Ni siquiera el hecho de que se lleve a cabo ese contacto. Lo realmente importante es desde donde se establece la relación entre dos personas.
La soledad de hoy, como bien dices, no proviene de la escasez de canales de comunicación. Es más, podría decirse que incluso la forma de comunicarse mayoritariamente por tan diversos canales, la propicia. El sentirse solo hoy, como ayer, es no poder contactar de corazón a corazón; hablar de tú a tú a un alma cercana. Contarse mutuamente el sentir, con la seguridad de que el otro ni juzga ni cuestiona lo que dices. En eso, la labor de un orientador, abrigada en el anonimato, es crucial.

¿Hay personas que transmiten insatisfacción por buscar y no encontrar relaciones cálidas en las redes sociales?
Por supuesto. Las redes adolecen de esa falta de profundidad y privacidad. Incluso si los contactos se establecen persona a persona, la comunicación es tremendamente deficitaria. Todos sabemos de la importancia del lenguaje no oral en una buena comunicación. En estos casos, además, ni la voz suele utilizarse. Solo la escritura y los emoti, que pretenden decir algo sobre el estado de ánimo de los interlocutores.

Tienes experiencia en la atención en el turno de noches. ¿Qué transmiten las personas solitarias de madrugada? 
No. Ninguna. Admiro a los compañeros que hacen turno de noche. En este sentido, nuestra compañera Carmen Orellana es, para mí, un ejemplo único de dedicación y compromiso con la escucha. Pero en mi caso, ni de estudiante pude utilizar la noche para trabajar cuando era necesario. Prefería siempre levantarme muy temprano. Por eso nunca se me ha pasado por la imaginación hacer turno de noche. Sé lo que puedo y lo que no puedo hacer.

¿Siempre descubres algo positivo en las personas que llaman?
¡Como no! Por supuesto. En primer lugar, porque cuando escucho me veo reflejado en algo de lo que dice. Y eso ayuda a tomarse uno mismo el pulso en esa cuestión. Además, intento comprender a quién llama, porque no somos tan distintos. A eso ayuda el que yo me comprenda cada vez mejor a mí mismo. Allá, a lo lejos. En lo más profundo.  Detrás del personaje que le ha tocado representar en la comedia de la vida, hay un alma exactamente igual que la mía. ¿Acaso, no es eso definitivo para valorar a esa persona como me valoro a mí mismo? No hablo de valoración personal, ni social. Hablo de un ser único, como yo; hoja caduca, compañera de temporada en el mimo árbol de la Vida.

¿Con el paso del tiempo detectas que aumenta el número de hombres que llaman? ¿Y de jóvenes?
Como dije anteriormente, hace un par de años que no cojo el teléfono. Lamento no poder responder a esta pregunta personalmente. Sí puedo decirte que me gustaría enormemente que la presencia de los jóvenes en los cursos y talleres fuese cada vez a más. Cuando ellos están presentes, los cursos son algo diferente. Lo deseo tanto por el bien que pueda reportarles en sus propias vidas, como por la posibilidad de que algunos de ellos eligiesen realizar su tarea solidaria (muchos de ellos lo son) dentro de nuestra ONG. Además, considero imprescindible la renovación continua del voluntariado existente, así como la propia imagen de nuestra asociación.

¿Qué intentas transmitir a la persona que te habla de suicidarse?
Comprensión, compasión y calma. Escucha y acogida. Mucho respeto. Si da pie, una liana a la que pueda aferrarse casi sin darse cuenta.

Gran parte de los problemas emocionales de las personas surgen de que no conocen sus emociones y sentimientos o no saben expresarlos. ¿Crees que sería buena la enseñanza en la educación emocional en los colegios?
¡Sin duda! Sé que en algunos centros educativos ya se está haciendo. Pero no es suficiente. Carece de sentido formar a personas en materias teóricas, a veces muy sofisticadas, y no enseñarles nada para caminar por la vida cada día. La persona, en sí misma, debiera ser el centro de toda formación. No es posible hablar de persona sin considerar los sentimientos. Es lo que nos distingue esencialmente de otros seres vivos. Lo que nos hace tan especiales, sin duda.

Da razones a las personas que nos leen para hacer cursos y talleres en el Teléfono de la Esperanza y para unirse al voluntariado 
Hacer los cursos y ser voluntarios son dos cosas compatibles, pero no necesariamente relacionadas. Yo diría que, sin duda, la primera condición es que se perciba el sentimiento de cambio. Ese momento en el que uno se pregunta por su vida, por sus conductas. El deseo de auto gestionarse mejor las emociones, las relaciones personales y familiares, incluso de buscarle un sentido a la propia vida. Si esa llama se enciende, puedo asegurar, por experiencia propia y por lo que sé de las personas que han pasado por esos cursos, que no encontrarán nada mejor. Aunque, evidentemente, hay formaciones muy interesantes desde otras perspectivas, puede decirse que siempre hay un antes y un después de nuestros cursos.
Por otro lado, unirse al voluntariado es una opción, claro. El Teléfono de la Esperanza necesita voluntarios y colaboradores, por supuesto. Se les recibe con los brazos abiertos. Sin embargo, a menudo se olvida la inmensa labor que hacemos, simplemente, no solo formando para nuestra ONG, sino, también, sembrando semillas de consciencia (que se agranda después de estos cursos) en las familias, en las empresas, en otras ONGs y en la sociedad, en general.

¿Qué ha aportado el Teléfono de la Esperanza a tu vida?
Te voy a responder con algo que acabo de decir: un antes y un después. Mi vida ha sido preciosa antes, desde mis posibilidades, y lo está siendo después, desde otro punto. Siempre agradecido. Ahora, conscientemente feliz por poder vivir este misterio.

sábado, 16 de febrero de 2019

CON OTRAS GAFAS / Despertar para cambiar. Actuar para la esperanza



Greta Thunberg es el nombre de una chica de solo 16 años que en pocos meses está inspirando la protesta de decenas de miles de jóvenes contra la falta de acciones decididas para frenar el incesante aumento de las temperaturas medias en todo el planeta y los fenómenos que esa situación provoca; crecimiento de fenómenos extremos como olas de frío o calor, inundaciones, elevación del nivel del mar y un acelerado deshielo de los polos.
En agosto de 20018, Thunberg tomó la palabra en plena campaña electoral sueca para denunciar la falta de respuesta de los líderes mundiales al desafío del cambio climático en el verano más cálido en Suecia en 262 años. Posteriormente, estuvo en Katowice (Polonia) en el encuentro COP24 denunció que el Acuerdo del Clima firmado en París por la mayoría de los países del planeta no se está cumpliendo. La reducción de las emisiones de gases, sobre todo el letal dióxido de carbono, no se están llevando a cabo en los niveles acordados para los países más ricos, lo que perjudica a la vida de las poblaciones en los más pobres.
Actualmente, no se detiene el efecto invernadero, ni tampoco el aumento de las temperaturas y crece la población afectada por desplazamientos a causa de la desertificación. Parte de la población que llega a Europa en el éxodo de sirio ha sufrido desplazamientos por el cambio climático.
La adolescente acusó a los líderes  mundiales de "comportarse como niños irresponsables".

Los científicos piden actuar ya
Ante esa inacción, no podrá cumplirse el objetivo de que la temperatura solo suba 1,5ºC en 2100. Por contra, no solo se aleja ese objetivo, si no que será muy complicado que entre 2030 y 2052 no haya aumentado ya la temperatura en ese  mismo nivel. Eso se traduce en una elevación de 10 centímetros de todos los mares, 10 millones más de personas afectadas, la desaparición casi total de los arrecifes de coral y, entre otras consecuencias, la pérdida acelerada de especies animales y vegetales.
Los datos pertenecen a un exhaustivo informe del Panel del Cambio Climático, una comunidad de casi cien científicos de todo el mundo que asesoran a la ONU.
En París se reconoció que no se puede ya revertir el cambio del clima con sus fenómenos extremos después de las emisiones a la atmósfera de gases desde la Revolución Industrial del siglo XIX y la masiva extracción y uso de gas, carbón y petróleo a partir de los años cincuenta del siglo XX.
Tampoco se podrá evitar en 2100 que el aumento de la temperatura no pase de 1.5ºC porque es muy probable que se alcance en 2030. El Panel del Cambio Climático recomienda a los dirigentes de las naciones cambios rápidos y "sin precedentes" de gran alcance en la electricidad, agricultura, las ciudades, el transporte y la industria. Unos cambios que se deben hacer ya.
El informe fue hecho público el pasado mes de octubre y ha tenido una escasa atención de los medios de comunicación y la clase política y económica dirigente.

Reacción juvenil
Mientras tanto, la voz convencida, responsable y airada de la adolescente sueca ha encontrado eco en decenas de miles de chicas y chicos europeos. El epicentro de la protesta está siendo Bélgica, donde se concentran muchas de las grandes decisiones de la Unión Europea. Cada viernes, miles de adolescentes faltan a clase para pedir que se pase a la acción en la lucha contra el cambio climático. Lo que ya se conocer como #FridaysForFuture en las redes sociales ha incrementado su seguimiento hasta los 70.000 jóvenes en ese país, contagiando a adolescentes de Australia, Inglaterrra, Polonia y Alemania. En este país, un de los gigantes de la economía de la postguerra que favoreció el crecimiento basado en la explotación de petróleo, carbón y gas, la juventud se ha puesto en pie con protestas el 30 de enero en 50 ciudades. "No faltamos a clase, luchamos por nuestro futuro", sostienen estos jóvenes indignados que temen por vivir en un planeta en lenta descomposición durante las próximas décadas.
La revuelta juvenil dará mucho que hablar en los próximos meses, se espera que también en las campañas electorales que se desarrollarán en España, y ya tiene a la vuelta de la esquina un cita que pretende poner un altavoz de gran tamaño, tan grande al menos como el nivel de indiferencia. La próxima acción se llama Global Strike for Clima, una huelga mundial por el clima el 15 de marzo. El objetivo es colocar la cuestión en la agenda de todos los gobiernos, como ya lo está en el de Suecia.
Los jóvenes han hecho suya la conciencia de que el modelo energético basado en la extracción ilimitada de recursos naturales, su consumo masivo y las emisiones y vertidos solo crean despilfarro, desigualdad y un mundo en peligro de extinción. 
En España, ha surgido el Movimiento Matria, una esperanzadora plataforma social, integrada por activistas y profesionales provenientes de campos  diversos como los de la igualdad, migraciones, racismo y también la ecología y el cambio climático. 
Como dice Greta Thumberg en el video cargado de lucidez que acompaña a este post "llevamos 30 años de discursos y motivaciones positivas. Necesitamos más que la esperanza, acción, y solo entonces, la esperanza llegará".
El uso de 100 millones de barriles de petróleo al día y otros excesos incompresibles no permiten más demora. El grito de los jóvenes del mundo es un eco de esperanza proyectada hacia el futuro. Es la hora de despertar para cambiar. La política, las leyes y las reglas deben estar al servicio de las personas y el planeta.

miércoles, 13 de febrero de 2019

'Entre Amigos' ofrece una charla sobre 'Consciente, subconsciente e inconsciente' a cargo de la voluntaria Rosa Morales




Los participantes en el programa 'Entre Amigos' tienen el próximo sábado la tercera cita de este año 2019. La voluntaria, Rosa Morales, hablará sobre 'Consciente, subconsciente e incosciente'. 
Posteriormente, los asistentes mantendrán un coloquio sobre el asunto tratado y la sesión finalizará con una comida compartida.


Tercera sesión de 2019
   
Sábado 16 de febrero. 18.30 horas

Ponente: Rosa Morales

Tema: 'Consciente, subconciente e incosciente'



Si quieres saber más sobre el programa ‘Entre Amigos’, 

entra aquí y lee: 

http://telefonodelaesperanza.org/malaga/entre-amigos

sábado, 9 de febrero de 2019

CON OTRAS GAFAS / Mil veces haríamos lo mismo


Las autoridades con los reconocidos por el Ayuntamiento. Foto: www.canalsur.es

La ciudad de Málaga ha rendido homenaje esta semana a todas las instituciones, entidades, colectivos y cuerpos que intervinieron en el rescate de Julen Roselló y la atención y el acompañamiento a sus padres en los interminables 13 días de incertidumbre e intenso sufrimiento que tuvieron que afrontar.
Durante el emotivo acto, celebrado en el Ayuntamiento de Málaga, Sergio Tuñón, miembro de la Brigada Central de Salvamento Minero de Asturias expresó el orgullo de todos sus miembros por dedicar su larga experiencia en rescates a la búsqueda del pequeño.
El Consistorio malagueño ha reconocido a la Guardia Civil, Real Cuerpo de Bomberos de Málaga, Consorcio Provincial de Bomberos y, entre otros servicios, al 061 y Teleasistencia.
En el campo del voluntariado fue muy destacada la intervención de psicólogos especializados en emergencias dando apoyo a diario a Juan y Vicky, los padres de Julen. Han recibido menciones honoríficas el Grupo de Emergencias Psicosocial del Ayuntamiento de Málaga y el Equipo de Apoyo Psicológico de la Junta de Andalucía.
El alcalde de Totalán, Miguel Ángel Escaño, representó en el acto a los vecinos de su pueblo, que también fueron homenajeados por su apoyo constante a los equipos de rescate facilitándole alimentos y todo lo que necesitaban, y una vivienda a los padres de Julen durante los días de las operaciones de rescate.  Totalán, desde su generosidad de municipio pequeño, se plantea crear un espacio en el que se recuerde a Julen y un reconocimiento a los mineros.
El barrio de El Palo, donde viven los padres de Julen, recibió su Mención Honorífica, que fue entregada a Rafael Vivancos, párroco de San Juan de la Cruz, en nombre de la asociación de vecinos. El alcalde, Francisco de la Torre, explica en el texto de la Mención Honorífica Especial que los vecinos de la barriada han "ofrecido al conjunto de la sociedad una excepcional actitud humanitaria con quienes se encontraban en una situación de angustia que solo pudo encontrar consuelo en el reencuentro con el ser querido". De la Torre destacó la respuesta "sensible y fraternal" de los paleños.
Otro colectivo reconocido, fueron los trabajadores que hicieron los movimientos de tierra y excavación del pozo. Juan Arrabal recibió la mención como coordinador de la maquinaria.
Todo el gran esfuerzo de idear soluciones sobre la marcha para encontrar y sacar a Julen del agujero tuvo una cabeza visible que fue Ángel García Vidal, delegado del Colegio de Ingenieros. Cada día a través de los medios de comunicación informaba de las tareas realizadas y por realizar. Siempre lo hizo transmitiendo pasión y esperanza, aunque finalmente el niño fuera encontrado sin vida. En el acto municipal, García Vidal contó que "ninguno de los nueve compañeros que subimos al cerro podíamos imaginar el terrible drama humano. Lo único que se nos pasó por la cabeza fue mirar para adelante y pensar y desarrollar una obra de ingeniería civil humanitaria que nos permitiera encontrar a Julen y no marcharnos sin él".
El ingeniero que coordinó los trabajos sentenció: "Mil veces haríamos lo mismo". La vida de cualquier ser humano lo merece, la de un niño más todavía porque es vida por vivir.


jueves, 7 de febrero de 2019

El Teléfono de la Esperanaza participará en la Jornada Reivindicativa para exigir el Plan Nacional para la Prevención del Suicidio aprobado por todos los grupos políticos en 2017


El Teléfono de la Esperanza en el Día Mundial de la Prevención del Suicidio 2018

El pasado 8 de noviembre de 2017, el diputado Íñigo Alli presentó en la Comisión de Sanidad y Servicios Sociales una Proposición No de Ley exigiendo al Gobierno de España un Plan Nacional contra  el  Suicidio  en  España. Debía desarrollarse  en  el  plazo  de  seis  meses  desde  su aprobación de modo coordinado con todas las comunidades autónomas. El texto presentado por el diputado navarro fue enmendado por los Grupos Socialista y Ciudadanos, y aprobado unánimemente por todos los grupos parlamentarios del Congreso.

Año y tres meses después, no ha habido ningún avance efectivo ante esta iniciativa legislativa. Por este motivo, el próximo 22 de febrero de 2019, tendrá lugar una jornada reivindicativa en el Congreso organizada por Iñigo Alli, diputado por Navarra, con: profesionales de la psicología, organizaciones sociales como el Teléfono de la Esperanza, Asociación  la  Barandilla  (proyecto  Teléfono  contra  el Suicidio),  Federación Española de Jugadores de Azar Rehabilitados, Fundación Salud Mental España, Asociación Suicidiología, Fuerzas y Cuerpos de Seguridad  del  Estado, Cuerpos  de  Bomberos, testimonios de  familias  que  han sufrido la pérdida por suicidio de un ser querido, supervivientes, periodistas y profesionales en la prevención e intervención.

Podéis ver todo el programa en el pdf adjunto:

Jornada Reivindicativa por la prevención del suicidio en el Congreso de los Diputados


 Datos sobre el suicidio en España

De los 10 fallecidos cada día, de media 7 son hombres y 3 mujeres
Las muertes por suicidio duplican a las que producen los accidentes de tráfico y son 80 veces superiores a las que causa la violencia machista
Es la primera causa de muerte externa, es decir por causas no naturales, en la población general
En la población infanto-juvenil (entre 15 y 29) años es la segunda causa de muerte general por detrás de los tumores
Los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado presentan tasas de suicidio que duplican las cifras de la población general (2,5 veces más)
En 2017 se registraron 46 suicidios entre personal de las Fuerzas Armadas y de los Cuerpos de Seguridad del Estado
El objetivo que señalan los expertos sería reducir un 20% las muertes por suicidio en 10 años, lo que implicaría 700 muertes menos cada año
Por comunidades autónomas: Galicia y Asturias poseen las mayores tasas de suicidio por 100.000 habitantes, mientras que la menor la registra la comunidad de Extremadura.





martes, 5 de febrero de 2019

'Quriéndome', nuevo taller para el crecimiento personal


Autoconocimiento
http://cosasdevida5.blogspot.com/2018/07/

José Portillo
Coordinador del Taller ‘Queriéndome’

El Taller Queriéndome empezará el 18 de febrero y se prolongará durante ocho lunes consecutivos desde las diecinueve hasta las veintiuna horas en la sede del Teléfono de la Esperanza.
El título de la actividad es llamativo, ya que muchos hemos sido educados para buscar el amor y la aprobación de nuestros seres significativos, con el fin de alcanzar la meta de sentirnos bien con nosotros mismos, a la medida que constatamos que somos aceptados y aprobados por quienes nos rodean. Partamos del pensamiento de que muchos depresivos son amados y aceptados por sus familiares y amigos, cosa que no les sirve de nada, porque no se creen dignos de ser amados y aprobados. Si nos aceptamos con nuestras cualidades y defectos, tendremos deseos de relacionarnos porque eso es beneficioso para nosotros, pero no convertiremos en una necesidad el deseo de ser amados y aprobados por quienes, circunstancialmente no nos satisfarán, si sus puntos de vista son diferentes a los nuestros.

La misión del miedo y la ansiedad
Aunque hemos aprendido a pensar que el miedo y la ansiedad son nuestros enemigos, pensemos que tienen la misión de protegernos. El miedo nos impide cruzar una carretera cuando nos damos cuenta de que un coche nos puede dar un buen golpe aunque a dicho miedo lo llamamos precaución, y la ansiedad es la que nos hace reaccionar, por ejemplo, cuando caminamos por la calle, y sentimos que alguien nos da un fuerte tirón del bolso o de la riñonera. Para que el miedo y la ansiedad sean nuestros aliados, necesitamos aprender a gestionarlos, y a aceptar nuestros defectos. Aceptar lo que no nos gusta no significa que nos resignamos a soportarlo, sino que nos abrimos a la posibilidad de mejorar en todos los aspectos que consigamos hacerlo en el futuro, partiendo de este preciso instante.

Descubrir que deseamos cambiar
Los participantes de Queriéndome iniciarán el trabajo de autodescubrimiento reflexionando sobre sus cualidades y defectos, y anotando sus miedos. Para constatar que crecemos, necesitamos valorar quiénes somos y lo que somos, y nuestras cualidades y los defectos que nos caracterizan, con el fin de averiguar en qué aspectos deseamos cambiar, para aumentar la felicidad que nos caracteriza.
Somos seres sociales y relacionales, y por eso vamos a trabajar la asertividad y la comunicación, porque las neuronas espejo hacen que las emociones independientemente de que las consideremos positivas o negativas se contagien de unos a otros, y queremos tener relaciones de calidad y con calidez, que no estén basadas en la manipulación, sino en la negociación que, en la medida de lo posible, puede ayudarnos a sentirnos mejor con nosotros y con quienes nos rodean.
Si al ser conscientes de quiénes somos y de lo que hemos llegado a ser descubrimos lo que queremos cambiar de nosotros y encontramos el valor para hacerlo, nada nos impedirá buscar la manera de cumplir nuestros sueños basados en la realidad, sabiendo que nuestro crecimiento personal sólo tendrá los límites que nos impongamos.

La opinión de los otros
¿Influyen lo que han pensado nuestras figuras de autoridad de nosotros a la hora de valorarnos positiva o negativamente? Lo que los demás piensan de nosotros y lo que pensamos de ellos solo es información que ha de ser procesada teniendo la mente clara, en el sentido de que ocasionalmente en el primer caso puede ayudarnos a descubrir algo que nos caracteriza. Aprendamos a amarnos y aceptarnos para que las opiniones desfavorables de otras personas respecto de nosotros no nos entristezcan y nos desanimen a la hora de esforzarnos para conseguir realizarnos como aspirantes a ser felices.
Si nos aceptamos incondicionalmente, aprendemos a responsabilizarnos de nuestros actos y de lo que nos sucede. Somos responsables de lo que nos dicen y nos hacen los demás, cuando pagamos el precio de que nos maltraten con la esperanza de prodigar una pizca de comprensión, compasión, aceptación y afecto. ¿Nos tiene cuenta pagar ese elevado precio para conseguir una pizca de felicidad momentánea?

Pensamiento positivo
Si pensamos que somos inteligentes, experimentaremos sentimientos satisfactorios respecto de nosotros mismos, y llevaremos a cabo nuestros mejores esfuerzos para alcanzar el éxito. Si por el contrario pensamos que somos unos fracasados, sentiremos tristeza, rabia, impotencia y frustración, y convertiremos dicho pensamiento en profecía autocumplida porque la desesperanza nos sumirá en el fracaso al no llevar a cabo nuestros mejores esfuerzos para alcanzar nuestras metas. Necesitamos estimarnos positivamente, ya que para cambiar lo que no nos gusta de nosotros y para alcanzar las metas que nos propongamos, tendremos que enfrentar nuestros miedos, y exponernos a fracasar o a triunfar. Nuestra valoración positiva nos servirá para examinar los errores que cometamos para no volver a fracasar, y la valoración negativa dejará a muchos tirados en la cuneta, evadiéndose como puedan, para evitar pensar en lo que les hace sufrir.

La vida es apasionante
Dado que necesitamos conocer la oscuridad para valorar la luz, emprendamos este camino de autoconocimiento, y, al ir superando lentamente las circunstancias que nos hacen sufrir, aprenderemos a ser felices con quienes somos y lo que somos, y a trabajar para seguir creciendo, y aumentando nuestra dicha y la felicidad de quienes nos rodean.


Inicio:      18 de Febrero de 2019
Horario:                             19:00H
Nº Sesiones:                               8
Lugar: C/ Hurtado de Mendoza,3
Coordinador:           José Portillo

Para inscribirte puedes llamar al 952 652 651 o en el enlace: http://telefonodelaesperanza.org/actividades/inscribete/8131


sábado, 2 de febrero de 2019

CON OTRAS GAFAS / Ninguna persona es ilegal


Una de las armenias pendientes de ser deportada Koen Van Weel / AFP

Una familia armenia, que había solicitado asilo político en Holanda, ha estado encerrada durante 96 días en la Iglesia Evangélica Bethel de La Haya para evitar su deportación por los Servicios de Inmigración a su país de procedencia. Los armenios, dos adultos y sus hijos de 21, 19 y 15 años, aprovecharon que la ley holandesa impide a la policía la entrada a un templo durante las celebraciones religiosas para evitar ser detenidos. Los fieles evangélicos hicieron el resto, celebrando una vigilia de oración continuada que se ha prolongado durante 96 días. Casi 1000 pastores evangélicos y sacerdotes de diferentes puntos de Europa se turnaron durante todo ese tiempo guiando las oraciones. Asimismo, más de 250.000 personas firmaron una petición para pedir un cambio en la ley ecvitar que familias con los Tamrazyans puedan ser deportados.
La iglesia Bethel apareció en diferentes medios internacionales en los últimos meses y ha sido conocida como “la iglesia en misa permanente” o “la  iglesia de la misa permanente”. Mientras tanto, en las calles, los medios de comunicación y el Parlamento, arreciaron las críticas al Gobierno holandés por parte de ONGs y la sociedad civil en general. El foco mediático sirvió para poner sobre la mesa un problema que se arrastra desde hace varios años. Holanda cuenta con una ley que se conoce como “de amnistía de los niños”, pero su funcionamiento es lento y provoca situaciones tan duras como que 700  menores estén pendientes de ser expulsados o no, algunos durante años. Muchos de ellos nacieron en Holanda y no conocen el idioma de sus padres ni el país del que tuvieron que huir por causas como la guerra o persecuciones de grupos extremistas que hacían temer por sus vidas.
El pasado 30 de enero, tras muchos debates y no pocas tensiones, los cuatro partidos que gobiernan el país en coalición, llegaron al acuerdo de que los Servicios de Inmigración autoricen la permanencia de la familia acogida en la Iglesia Bethel y el 90% de los menores pendientes de su trámite de asilo. También se acordó dotar de más recursos a los Servicios de Inmigración para que las personas no tengan que estar hasta diez años esperando que le contesten a sus peticiones de asilo.
El aumento de los recursos humanos y económicos destinados a los Servicios de Inmigración en Holanda se añade a los que numerosos países de la UE hacen a la parte de las políticas de inmigración que se ocupa del control de fronteras. Recientemente se ha conocido que Europa está transfiriendo 170 millones de euros a Marruecos para que blinde la conocida frontera sur de la UE en Ceuta y Melilla con el fin de evitar la entrada de inmigrantes. Ese país, en un papel de “policía subcontratado”, dedicará el dinero a aumentar la altura de las vallas con concertinas en Ceuta y Melilla, la instalación de torres de vigilancia y fosos para que los policías patrullen con perros de vigilancia.
El gasto constante y creciente de millones de euros en la vigilancia de la entrada de inmigrantes sin documentación que –no lo podemos olvidar- incurren en una infracción administrativa, no un delito, parece no tener fin. Sin embargo, esas políticas no dan resultados y no parecen ir nunca destinadas a ayudar a los países en origen o a acordar entre todos los países implicados unos flujos migratorios para que las personas no tengan que jugarse la vida en el mar o permanecer años bajo sospecha cuando están huyendo y quieren una vida mejor para ellos y sus familias.
El pasado mes de diciembre, la ONU llegó a un histórico acuerdo suscrito por la gran mayoría de los países del mundo que hace posible establecer un sistema de flujos migratorios pactado por todos. El llamado Pacto Mundial por las Migraciones no contó con el respaldo de China, EE.UU, Australia y países del Este de Europa por donde llegan miles de inmigrantes y refugiados por tierra. No es un pacto vinculante legalmente, pero ofrece muchos caminos y propuestas concretas basadas en los derechos humanos. La buena noticia que nos ha traído este pacto del que se habla poco, es que mientras los gobernantes se deciden a ponerlo en práctica, la sociedad civil no espera y actúa en socorro de los necesitados. La solidaridad es innata al ser humano y brota en Holanda, en las calles de Madrid cuando parroquias, ONGs y el Ayuntamiento  no permiten que duerman en la calle los que solicitan asilo o en México donde una gran y valiosa red solidaria de apoyo se vuelca con los centroamericanos que caminan hacia EE.UU buscando una vida mejor. Probablemente, muchas de las personas solidarias que apoyan a los inmigrantes desconocerán que 65 millones de seres humanos viven desplazados de su lugares de origen, pero todos ellos saben que ninguna persona es ilegal.

Leer más: