viernes, 7 de diciembre de 2012

"Actuar en la orientación laboral es actualizarnos en la atención a las personas en crisis"





Miguel Ángel Hernández es presidente del Teléfono de la Espernaza de Badajoz, cuyo equipo acaba de poner en marcha un nuevo servicio de orientación laboral. Este se dirige a atender a las personas que llaman angustiadas y sufren pérdida de su autoestima personal a consecuencia de los problemas que les ha provocado el desempleo.


- ¿Cuántas llamadas tuvo el teléfono de Badajoz en 2011 y que estimación tiene para todo el año 2012? 
En Badajoz el Teléfono de la Esperanza en el año 2011, conforme a los datos que contamos y con la memoria de la Asociación Internacional del Teléfono de la Esperanza hemos tenido 14.844 llamadas, superando en más de dos mil las llamadas del año 2010, que fueron 12760. En este año en el mes de noviembre ya habíamos superado en llamadas el año pasado, previéndose, que es la tónica general de todos los Teléfono de la Esperanza de España que están teniendo un aumento de llamadas que ronda el 30 %.

- ¿Qué porcentaje está relacionado con la crisis?
Es difícil cuantificar las llamadas concretas que son debidas a la crisis económica, obviamente el número de llamadas sube y buena causa de ellas es la crisis económica, aunque el motivo por el que llamante levanta el teléfono es la soledad, la perdida del sentido de su vida, crisis de valores, pérdida de autoestima, todas son consecuencias del desempleo prolongado, de la imposibilidad de encontrar trabajo, la impotencia de no tener ingresos con los que mantener el estilo de vida a la que estaban acostumbrados. Todo ello lleva a la perdida de autoestima, de valoración de si mismo, y ello lleva a en muchos a la desesperación.

- Detalla que problemas son los que afloran en esas llamadas relacionadas con la precariedad económica
Es complicado, como ya he indicado, llaman no para contar el problema económico en si, llaman porque se sienten desesperados, impotentes. Esta desesperación viene en gran medida de la situación actual, sobre todos cuando la misma la comparan con su vida antes de la crisis, su autoestima cae en picado, y ese es el motivo de la llamada, no de manera directa la situación económica, sino, en mi opinión, la impotencia de llegar a metas que antes había podido llegar con facilidad, es el sentimiento ante la crisis, más que la crisis misma lo que hace que las personas llamen al Teléfono de la Esperanza.

- ¿Cómo surgió la idea de crear este servicio?
La idea de este nuevo servicio de Orientación Laboral surgió cuando una psicóloga voluntaria del Teléfono de la Esperanza, que ha estado trabajando tres años como orientadora laboral, mostró su disposición de volver a tener entrevistas psicológicas, y entonces, la animamos a que hiciera orientación laboral.

- ¿Quiénes lo llevarán a cabo y en qué consistirá?
En este momento, dado que estamos empezando con este proyecto, solo contamos con una orientadora laboral que es psicóloga y que dado que tiene preparación en ambas disciplinas, tratará de canalizar los sentimientos de la persona que busque este servicio (la atención en crisis del Teléfono de la Esperanza) y, por otro, orientar, mostrar pautas de búsqueda de empleo de manera eficaz, concretando los perfiles profesionales, las ofertas de empleo acordes a su perfil y ayudarle en dicha búsqueda para que esta sea lo más eficaz posible.

- ¿Qué quiere aportar el Teléfono de la Esperanza a la sociedad con esta acción?
El Teléfono desde su creación, hace ya más de cuarenta años, se ha dedicado fundamentalmente a la intervención en crisis y los motivos por los que las personas estamos en crisis han ido variando. Buscamos adaptarnos a los tiempos y a las necesidades de las personas, por ello cuando surgen nuevos problemas (a lo mejor no tan nuevos, pero si de una manera acuciante) no podemos quedarnos atrás, tenemos que ser vigilantes para poder hacer una intervención eficiente y eficaz. Debemos innovarnos, crecer en capacidades cuando existen crisis como la actual para dar la respuesta más idónea. Actuar en el campo de la orientación laboral supone ayudar a las personas necesitadas y dar un paso para que el Teléfono de la Esperanza continúe creciendo.

No hay comentarios: